Introduction

La llamada en el perro y su importancia

La llamada se debe de trabajar en el perro desde temprana edad para condicionarle a que vuelva
llamada

La llamada en el perro y su importancia

llamada perro
Primer plano de perro mirando hacia detrás

La llamada en el perro presenta una de las demandas más solicitadas en consultas de la psicología del canino.

Tanto si estamos hablando de un cachorro que es movido por la curiosidad del ambiente, cómo de un adulto que es movido por la gran afición a la caza con carga enérgica elevada.

En ambos casos comparten la misma similitud en el caso, la falta de control y atención.

Ya en este blog tratamos sobre la amenaza que presenta para la vida del perro la fuga y para su salud mental.

No hay nada más que observar la tensión y la ansiedad que presenta el perro mientras esquivan todo peligro en la sociedad,  carreteras, carril bici o raíles del tren.

Leer artículo sobre la fuga en el perro.

Los propietarios suelen comportarse de la misma forma, se indignan y se frustran, delegando el papel al perro de que vuelvan cómo si nacieran con el aprendizaje.

Llamar y enseñar al perro a caminar JUNTO sin tirar de la correa, son comandos que presenta una necesidad tanto para la seguridad del perro, como del entorno.

Se debe condicionar al perro tan pronto como llegué a nuestras manos, no permitiendo que conozca otras alternativas ante la exigencia de llamada. 

Estos casos hay que cortarlos de raíz actuando SIEMPRE, de lo contrario la conducta persistirá.

En este artículo vamos a ir viendo cómo podemos enseñar al perro a acudir a la llamada y los errores más comunes que presentan el propietario cuando enfocan este aprendizaje.

Para ello, necesitaríamos una traílla de veinticinco metros o una correa extensible.

Es importante, crear una llamada con fuerza y contundencia, qué proporcione la seguridad de que regrese cuando lo necesitemos.

Como dije anteriormente, no debemos permitir al canino evadirse de la exigencia, debe de regresar siempre y a la primera.

Las herramientas mencionadas anteriormente, nos proporcionan el control y manejo necesario de la mascota y la reconducción hacia nosotros cuándo así lo llamemos.

En el primer paso es importante que atienda al comando AQUI para iniciar el aprendizaje asociativo y tienda al regreso aunque le apoyemos en la dirección.

Le hacemos creer que tomó la iniciativa y le mostramos a nuestra mascota algo que le interesa, “nuestro agrado, afecto y premio”. 

Tanto si utilizamos la correa extensible, como la traílla, le llamaremos alto y claro UNA sola vez AQUI.

Respetaremos de un segundo a dos posterior al comando, para observar su reacción y si este deja lo que está haciendo para regresar o necesita del apoyo o la exigencia para reconducirlo.

Respetar ese margen de segundos permite al perro la oportunidad de pensar y tomar una decisión, “no cortamos en ningún momento la iniciativa anteponiendo a su intención”.

De lo contrario, se pisa la traílla hasta hacer dirigir a nuestra mascota hacía nosotros o se pulsa el botón de la correa extensible mientras dirigimos hacia nosotros.

En el momento que regrese en nuestra dirección mostramos nuestra aprobación MUY BIEN. 

Le estamos confirmando nuestra INTENCIÓN para luego poder exigirle. No se puede exigir algo a nuestro canino que no tiene claro, entraría en evitación o mermaría nuestro vínculo con él.

A continuación detallaré los errores más frecuentes que se dan en el aprendizaje de la llamada:

  • Iniciar el adiestramiento en la fase inicial suelto, dando la opción de escapar, por la falta de control sobre el perro.
  • Tras llamarle en varias ocasiones y este no acudir en el instante, pero al poco vuelve, estos propietarios con poca paciencia, riñen a la llegada entrando el perro  en evitación cuando se vuelve a dar la situación.
  • Llamar a tu mascota y cuando ven que no acude, ir tras él entrando en la dinámica del corre que te pillo. El perro lo interpreta como un juego, sobre todo en la edad de cachorro.
  • Exigirle al canino cuando esté no tiene consolidando el aprendizaje, ni entienden nuestras intenciones. A la mínima exigencia tenderá a la huida o el conflicto.

Invertir tiempo en el aprendizaje de llamada, será un seguro para la vida del perro. Ensenemos nuestra intención- reforzar la dirección que le pedimos- Exigirle y habituarle a ello en su vida diaria sin ceder.

Pregunta frecuente

¿Cómo hacer para que mi perro vuelva cuando le llame?, ¿Qué puedo hacer para que mi perro vuelva cuando lo llame?, ¿Por qué mi perro no vuelve?

0 comments on “La llamada en el perro y su importancia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Accesibilidad