Introduction

Testimomio; Los beneficios para el perro de un modelo educativo en casa

Educar

Testimomio; Los beneficios para el perro de un modelo educativo en casa

En el artículo de hoy vamos a comentar los beneficios para el perro de un modelo educativo en casa. Todos los beneficios ayudarán al comportamiento del perro. Cualquiera de los beneficios que obtenga el perro influenciarán positivamente su conducta.

Tengo una perrita cruce de labrador, se llama Gala. Tiene diez meses. Presentaba varios problemas con ella que no sabia cómo resolver:

El primero de ellos, es que al vernos llegar se altera mucho y no para de dar saltos sobre nosotros.

El segundo, es que desde que le empezaron a salir los dientes no ha parado de morder cosas, incluso delante de nosotros, pero aún hoy, ya con diez meses, sigue mordiendo. 

Nos muerde las mangas, manos e incluso cuando jugamos con ella tenemos que parar porque entra en un estado de agitación tan grande que a veces sus mordiscos hacen daño.

Y por último tengo que decir que vivimos en una casa de campo. Cuando era más pequeña no nos importaba que entrara dentro de la casa, pero ahora que es más mayor no sabemos qué hacer para enseñarle que puede entrar a la casa cuando nosotros queramos.

Pues bien, viendo que por más que lo intentábamos unos y otros no conseguimos que la perra nos hiciera caso y viendo que la situación se nos iba de las manos decidimos llamar a José Luis para que nos echara una mano.

Cuando vino a visitarnos lo primero que hizo al entrar a casa, fue entrar muy calmado e ignorando a la perra. 

Se sentó mientras escuchaba el caso y observaba el comportamiento del animal en su hábitat. Nos explicó que era una perra que no sabía recibir las visitas, no existían limite sobre esa situación. 

Gala saltaba, mordía y no paraba de moverse de un sitio a otro para que la acariciaran, en fin, muy nerviosa, e igualmente observó cómo nos comportábamos nosotros.

Se le trasmitía la angustia e inquietud a la perra.

Tras todo esto, nos dijo que el comportamiento del animal era algo normal en cachorros y que era cuestión de tiempo, constancia en su educación y que la madurez haría su trabajo. 

Recalcó que notaba una perra que se había criado desde la autonomía, sin disciplina y que la crisis hormonal de la edad, estaba haciendo de las suyas.

Para ello, nos dijo que lo primero que se tenía que hacer era ponernos de acuerdo todos los miembros de la familia y crear unas normas que conociéramos y respetáramos todos para así luego poder aplicarla con Gala en la convivencia.

Una vez todos de acuerdo, nos dijo que cada vez que hiciera algo que no estaba bien debíamos rechazar la conducta con firmeza y contundencia con un “¡No!” y un ligero toque si fuera necesario, lo suficiente para que deje de hacer eso que nos incomoda y así una y otra vez hasta que la perra relacionara el “¡No!” con una corrección.

Obviamente, cada vez que se tranquilizara había que premiarla con un poco de atención o afecto, pero, sin alterarla

La clave estaba en tener una actitud firme ante la perra, no dejarnos manipular por ella. Simplemente con una convivencia de paz y una actitud continuada con firmeza, sin ceder, progresivamente se solucionaría el saltar, morder y no entrar a la casa.

Con respecto a esto último, nos dijo que debíamos ir delimitando poco a poco nuestro espacio para que Gala fuera aprendiendo donde podía y no podía entrar.

Nos hizo ver la importancia de que pase tiempo con nosotros en casa, sin excluir. De esta forma madurará antes.

Concluyendo, nos dijo que lo perros tienen facilidad para habituarse y adaptarse rápidamente y que si se seguía con esa actitud se convertiría en una forma de vida para ella, comportarse sin molestar saltando o mordiendo tanto a nosotros como a las visitas.

Ya han pasado unos meses desde entonces y podemos decir que no tenemos ningún problema con Gala. Todo se ha solucionado y Gala ha obtenido muchos beneficios. De vez en cuando debemos corregirla por que nos pone a prueba. Ya no advirtió que por su edad lo haría.

Hemos aprendido cuanto de importante es la convivencia de un perro con nosotros y de estar todos unidos en su educación.

Muchísimas gracias por tu ayuda José Luis, eres un gran adiestrador de perros.

Carmen.

0 comments on “Testimomio; Los beneficios para el perro de un modelo educativo en casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Accesibilidad